Celebramos nuestra Gala Anual

Imagen de los Premios de la Edición 2018 del Premio Navarro a la Excelencia.

Al inicio de la Gala, Marino Barasoain, director gerente de la Fundación Navarra para la Excelencia, intervino para recodar que fue creada a instancias del Gobierno de Navarra en 1999, si bien desde 2015 es una fundación privada sin ánimo de lucro que está constituida por un grupo de empresas y entidades del ámbito público y privado, comprometidos con la Excelencia. Añadió que su misión es promocionar y difundir la cultura, los principios y los modelos avanzados de Excelencia en la gestión en las empresas y organizaciones navarras para propiciar su desarrollo sostenible y permanente con el fin último de contribuir a la mejora de su competitividad y, de este modo, al bienestar de Navarra.

A continuación intervino la Presidenta de la Fundación, Natividad Luqui, quien apostó por seguir trabajando “para que Navarra continúe siendo reconocida como un entorno de excelencia”.

Recordó que la Fundación cuenta con un Patronato de 51 empresas y organizaciones de Navarra, además del apoyo del propio Gobierno de Navarra y de entidades como la Obra Social la Caixa y la Fundación Caja Navarra. Forman también parte de la Fundación una red de Colaboradores formada por más de 80 empresas y organizaciones, y los 120 profesionales evaluadores y evaluadoras voluntarias que integran el Club de Evaluación de la Fundación.

Tras hacer un balance de los logros conseguidos a lo largo de este año, la Presidenta de la Fundación advirtió de que aún queda mucho por hacer y que es necesario mantener el esfuerzo “para consolidar los cambios y afrontar los nuevos retos que nos esperan”, y apostó por seguir trabajando “para que Navarra continúe siendo reconocida como un entorno de excelencia”.

Luqui señaló también que 31 nuevas empresas y organizaciones se han incorporado  en 2018 al Club de la Excelencia y que ya son 417 las entidades navarras reconocidas.

La Fundación evalúa la gestión de empresas y organizaciones tanto a través del modelo de gestión Excelencia Navarra-EFQM (acrónimo de European Foundation for Quality Management), como del modelo «Gestión Avanzada».
El desarrollo del proceso de valoración de las empresas y organizaciones candidatas al Premio es similar en ambos modelos.
        Natividad Luqui, Presidenta de la Fundación Navarra para la Excelencia.
Tanto el Modelo Excelencia Navarra-EFQM como el de Gestión Avanzada cuentan con un nivel inicial denominado “Diagnóstico”, al que siguen otros tres de “Evaluación Externa”, y que dan acceso a los reconocimientos:
En el Modelo Excelencia Navarra-EFQM:
  • 300+
  • 400+
  • 500+
En el Modelo Gestión Avanzada:
  • Bronce
  • Plata
  • Oro
.
En 2018, se han realizado un total de 31 diagnósticos y evaluaciones: 20 diagnósticos conforme al Modelo de Gestión Avanzada y 4 conforme a EFQM. Y en cuanto a las Evaluaciones Externas, se han llevado a cabo en un total de 7 entidades: 4 con el referente Gestión Avanzada y otras 3 conforme a Excelencia Navarra-EFQM.

También intervinino José Ignacio Larretxi, anterior presidente de la Fundación y que ha sido nombrado nuevo Patrono de Honor de la Fundación Navarra para la Excelencia.

José Ignacio realizó un breve repaso a sus años como Presidente de la Fundación, reconociendo la labor de los integrantes del Club de Evaluación y del personal que trabaja en la Fundación, así como del buen ambiente de trabajo y colaboración que ha existido entre los integrantes del Consejo de Dirección.

Cerró el acto María Solana, consejera de Educación y portavoz del Gobierno de Navarra, que acudió en sustitución del vicepresidente Manu Ayerdi que se encuentra en EE.UU. Destacó que alcanzar la excelencia, que definió como “el grado superior de las cosas”, requiere un gran trabajo que implica a todos los miembros de una organización. Ser excelente es hacer las cosas bien a la primera, siempre, indicó la consejera, que dio la enhorabuena a los premiados “y a los que han emprendido el camino hacia la excelencia, que es igual de importante”.

 

Como maestro de ceremonias, contamos una vez más con un artista de excepción: Jorge Luengo, quien amenizó la velada con su magia, al par que realizó una impecable labor de presentador y moderador de la Gala.